Pérdida

Compuse el alma con trozos de revistas viejas,

mientras el viento gemía,

oigo el rumor de los búhos,

a lo lejos,

en los senos de la montaña,

se escucha la queja de una rama.

Mis ojos pesan,

y se unen al canto de los corazones rotos.

No hay lagrimas que vayan a morir hoy,

no hay color en la noche lo bastante oscuro

para calmar los cantos de los corazones

que lloran a susurros.

Aderyn

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional.

¿Qué te ha parecido?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s