Cascada

Terminé de desnudar mi cuerpo quitándome las últimas prendas.La temperatura debía de ser agradable, ni frío ni calor, el suelo frío como el mármol tocaba mis pies, bajo la mirada y busco con la mano el grifo para abrirlo.

De pie y sin apenas moverme observo el agua caer desde lo alto de la ducha no sabría decir por cuanto tiempo, hasta que decido entrar.

Me acerco a la cascada artificial y me someto a ella. Ha dejado de ser agua, ahora parece lava líquida que recorre mi cuerpo. Ningún gesto delata desagrado en mi, siento el agua arder en mi piel, deslizándose, provocando el cambio de color correspondiente, quemándome en silencio.

Ese tierno placer que encierra el leve dolor físico haciéndote olvidar, al menos por un momento, que tienes sentimientos.

Aderyn

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional.

Anuncios

2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. jorgelcar dice:

    Excelente las fotografías y la “estética” de tu blog.
    Me gusta mucho. Felicitaciones.
    Saludos

    Le gusta a 1 persona

    1. Aderyn dice:

      Muchas gracias Jorge, me alegra que te guste ^^

      Le gusta a 1 persona

¿Qué te ha parecido?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s